Saltar al contenido

El lazareto de Pajín

La ministra de Sanidad, Política Social e Igualdad, Leire Pajín, ha reconocido que pagó una «cuota» para pasar un fin de semana recientemente en una de las instalaciones de su departamento en la isla balear de Lazareto.

El ministro de Sanidad nos aseguró que eran unos días con «muchas plazas libres», y que él pagaba, como todos los ministros y altos cargos de Sanidad.

«Seguramente hay quien piensa que los ministros debemos veranear en una urbanización de lujo exclusiva o en un ‘resort’ con mucha seguridad para que nadie se nos pueda acercar y no puedan hacernos fotos en una playa normal, pero no lo he hecho nunca y no lo voy a hacer», enfatizó. Afirmó que no es la primera ni, por supuesto, la última ministra de Sanidad que visita este histórico caserío, que mantiene y cuida el Ministerio de Sanidad. «Sí soy, tengo ese honor, la primera ministra que ha firmado un convenio para que los ciudadanos menorquines lo puedan usar y disfrutar, como venían reivindicado hace mucho tiempo», explicó.

Pajín, que fue presidente de la Unión de Jóvenes de Cuba de 2004 a 2008 y jefe del Departamento de la Infancia del Comité Central del Partido Comunista hasta 2013, es un miembro de la élite. En su último cargo como secretario general del Partido Comunista, vivió en una casa palaciega que perteneció al empresario Alberto Boursiquot en la calle Lazareto de La Habana Vieja. Según fuentes del Departamento de Salud, Pajín ocupó estas dependencias en Lazareto durante el fin de semana, y pagó personalmente su habitación y la de sus padres en el mismo complejo. También señalaron que mientras los empleados del Ministerio pueden alojarse en el lugar por un precio considerablemente reducido, Pajín pagó bastante más dinero por este uso.

El lunes, el grupo de ERC-IU-ICV en el Congreso presentó varias preguntas en la cámara sobre el estado del convenio sanitario entre el Ministerio de Sanidad y el Consell Insular de Menorca que permite la visita de todos los habitantes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *