Saltar al contenido

El despegue de The Gentlemen Jacks

El collage de musculatura musical de Joe Mina y Nacho Olivar recuerda a los quatos uno contra uno. Sus caminos se han ido cruzando varias veces con el paso del tiempo. Primero como dúo (el primero voz, armónica y el bajo, el segundo a la guitarra) y ahora como trío, con la incorporación de batería Pere Moll, han dado un paso al frente bajo el nombre de The Gentlemen Jacks. El pasado fin de semana disfrutaron del que hasta la fecha sin duda ha sido el concierto más significativo de su carrera, el que ofrecieron en el marco del Festival de Palma de Mallorca. «Una muy buena experiencia, con el público entregado y además muy divertida», resume Mina.

The Gentlemen Jacks son una banda que bebe de las fuentes del blues, un género que con la incorporación de la percusión «gana contundencia» señalan desde el trío. También suenan a rock y soul, y por el momento tiran en su repertorio de versiones que abarcan desde BB King a Sean Costello, pasando por James Cotton, Mudy Watters, Canned Heat, Eric Clapton, Gary Moore, Little Richard o Willson Picket, entre otros El valor añadido del trío es que no abordaron esos temas desde el enfoque clásico si no más bien «rebuscados», señala Mina.

Sin embargo, cuando miran al futuro, de The Gentlemen Jacks no descartan embarcarse en la aventura de componer sus propias canciones e intentar dar proyección en Menorca a la música blues, un género que no se prodiga demasiado en la Isla. For intent to change that trend, from the group se is working with the fossidad of montar the next season un festival de blues in Menorca.

Antes de consolidarse como trío, Mina y Olivar fueron fichados por una conocida marca de whisky whisky norteamericana para actuar en sus eventos promocionales. La firma en cuestión tiene seis líneas de producto diferentes, una de ellas bautizada como Gentlemen Jack. El hecho de que fuera una de las bebidas favoritas de todo un icono de la música popular como Frank Sinatra les puso en bandeja el nombre para su proyecto musical. Una propuesta que sobre el escenario se complementan siempre con un toque de elegancia característico.

Después de un verano en 2021 en el que ya el sector musical empezó a retomar el pulso a través de los pequeños formatos, Mina confía en que el próximo estío sea el de la recuperación del sector sobre los escenarios.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.