Saltar al contenido

Juan y Andrea, la historia de amor que se convirtió en uno de me meores restaurantes de Formentera

Juan y Andrea, la historia de amor que se convirtió en uno de los mejores restaurantes de Formentera

juan y andrea es mucho mas que un buen restaurante en Formentera donde siéntate a disfrutar de una excelente cocina marinera. La instalación es el reflejo de una historia de amor que nació en los años 60, de toda una vida en comun en la que los protagonistas enlazaron su deseo de estar juntos con la pasión por el mar y la gastronomía.

Dedicado a la pesca como profesión, Juan Bonet se enamoro de Andrea García en los años 60 en uno de sus viajes. El, natural de Formentera; Ella, de Soria. La distancia no iba a ponerlo fácil, pero la complicidad y el amor que surgió entre los dos les llevaron a empezar a compartir sus vidas en un lugar inesperado: la isla deshabitada de s’Espalmador. Aceptaron un trabajo que consistía en vigilar y cuidar esta hermosa isla de propiedad privada en la que la pareja sufrió en soledad durante 14 años.

Nace un pequeño chiringuito en ses Illetes, Formentera

La proximidad de s’Espalmador con Formentera fue clave para decidir, en 1971, que pudo compaginar su trabajo en el islote con abrir un pequeño chiringuito en la playa de ses Illetes. Y así nació Juan y Andrea, al que entonces (como a toda esa parte de la costa) solo se pudo llegar por mar. ¿Que ofreces? Platos de cocina marineraya que Juan continuaba pescando y Andrea se encargaba de cocinar y servir los pescados y mariscos que él capturaba.

‘Llaüt’ con el pescado del día llegando a Juan y Andrea. Descansa Juran y Andrea


El pequeño chiringuito era frecuentado exclusivamente por algunos barcos que llegan de ibiza hasta que, años después, se habilitó un camino para poder acceder también por tierra y fue acogiendo a más comensales. Poco a Poco, Formentera se fue poniendo de moda y, con ella, Juan y Andrea fue evolucionándose hasta convertirse en el restaurante que es hoy: un lugar centrado en hacer disfrutar a la gente, en crear momentos que sus comensales recuerden durante todo el año.

El restaurante ha ido evolucionando con los tiempos en Formentera. Descansa Juran y Andrea


Juan y Andrea, el historiador de una familia

El restaurante Juan y Andrea es, para quienes lo conocen bien, un cúmulo de recuerdos y de historias. Y no solo la de Juan y Andrea, los fundadores de este emblemático establecimiento, sino también de varias generaciones de familias que se han ido sentando a su mesa todos los veranos para celebrar en torno a la buena gastronomía.

Hoy en día continúa la tradición familiar, y son dos de los hijos de la pareja (juanjo y jorge) quienes están al frente del restaurante, ya se convirtieron en todo un icono en la playa de ses Illetes. La instalación propone una cocaína sencilla, elaborada con muy buenos productos. Lejos de ser una apuesta de alta cocina, Juan y Andrea buscan ofrecer una cocina tradicional, de mar y mediterránea, que aga a sus comensales disfrutar de un buen rato en torno a la mesa.

Andrea con uno de sus hijos, con comensales comiendo al fondo. Descansa Juran y Andrea


Homenaje a los productos del mar

Cocina de los inicios no ha dejado de estar presente en la carta de juan y andrea con ese homenaje al producto del mar, aunque el restaurante ha ido evolucionando e incorporando novedades tanto en su carta como en las instalaciones. Comer con los pies en la arena en Formentera productos recién llegados del mar nunca pasa de moda: ya era un placer en los inicios del restaurante en los años 70, ya día de hoy siendo un reclamo para residentes y turistas.

Juan y Andrea se ha convertido en uno de los mejores restaurantes de Formentera. Descansa Juran y Andrea


Los pescados, mariscos y arroces mientras los grandes protagonistas siguen estando en la propaganda gastronómica de Juan y Andrea, donde no faltan la langosta y el bogavante al ajillo, la langosta a la plancha o la paella tradicional. Sabores que forman parte la memoria de un restaurante con más de 50 años de historia, fruto del amor y la dedicatoria de toda una familia en Formentera.

Un restaurante sostenible en Formentera

El compromiso de la familia con el entorno que les ha visto crecer es inquebrantable. Como primeros moradores de ses Illetes, aún hoy mantiene una filosofía firme sostenible que se centra en el cuidado del paisaje que les rodea. En este sentido, se han sumado a la iniciativa ‘Formentera sin plásticos’ y en el establecimiento reciclan todos los desechos de forma selectiva (vidrio, residuos orgánicos, envases…).

Importadores de la importancia Posidoniadan a conocer siempre que pueden a sus clientes aplicaciones como Posidonia MAPS para fondear en áreas de protección medioambiental de manera acorde a la legislación y sin dañar el ecosistema.

Descansa Juran y Andrea

Reserva aqui tu mesa.

Más información: 630258144

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.